Diseño del blog y montaje de imágenes/ fotografias y videos : Mar Buelga. Textos: Olga María Ramos y colaborador@s

domingo, 25 de noviembre de 2012

MARÍA CONESA


Porque sabemos que María Conesa es muy querida y recordada en México, permitidnos que la entrada de hoy se la dediquemos  a nuestros  amigos mexicanos



(Del libro "De Madrid al Cuplé, una crónica cantada")
Olga María Ramos

El Edén Concert
Antes de referirme a la gran María Conesa, quisiera relatar una terrible historia acaecida en el Edén Concert de Barcelona, donde en 1904 debutaron, siendo casi unas niñas, las hermanas Conesa.
 
María y Teresa bailaban y cantaban con tal gracia, que pronto se hicieron con el favor del público pero también con la envidia de las otras artistas, entre ellas, La Zarina que pronto se vio desplazada por el éxito de las guapas hermanas.
Un día en que estaban solas en el camerino, irrumpieron sus compañeras y empezaron a pegarlas brutalmente. Luego llegó el hermano de la Zarina y de tres tiros asesinó a Teresita que totalmente ensangrentada cayó sobre su hermana. La llegada providencial de un empleado del teatro, que desarmó al criminal, impidió que ella también fuera asesinada
video



La misma María Conesa relataba muchos años después que tras aquel horror estuvo muda seis meses. 

(En las imágenes podemos ver la entrevista que le realizó por Guillermo Pérez Verduzco el 25 de Octubre 1975 en la que cuenta el terrible suceso y que son un verdadero documento)

Fue su padre el que consiguió interesarla en nuevos proyectos. Uno de ellos era ir a México donde llegó con una compañía de niños cantantes y actores que representaban las más conocidas zarzuelas.






Teresita Conesa
 
La Zarina





Las hermanas Conesa















 
 
Debutó en el Teatro Principal con un pequeño papel en "La Verbena de la Paloma".
En 1.907, ya era destacadísima tiple cómica, consiguiendo con "La Gatita Blanca" uno de sus más importantes éxitos, hasta el punto que, a partir de entonces, fue conocida como "La gatita de oro".
"Un gatito muy travieso
 quiso conmigo jugar
 y me puso tan nerviosa
 que le tuve que arañar…" 
María Conesa era muy polifacética: bailaba y también cantaba zarzuela e impulsó la Revista mexicana que, gracias a ella, disfrutaría de tremendo auge durante la primera mitad del siglo.
 Hizo cine, radio, teatro y como fue muy longeva, hasta televisión.

                                       

Agustín Lara fue uno de sus más fervientes admiradores. El maestro solía decir:

 


"Si vas a México tienes dos visitas ineludibles: postrarte por la mañana ante María Guadalupe en el Tepeyac e ir por la anochecida al teatro donde actúe María Conesa".



Además de excelente artista, María era una persona excepcional que daba continuamente muestras de gran generosidad para con sus paisanos menos afortunados, que la bautizaron como la "madrecita de los españoles"
Se mantuvo en activo hasta los 88 nada menos. En 1.978, se presentó en el Teatro de la Ciudad, interpretando el papel de la Tía Antonia en "La verbena de la Paloma". Precisamente, la misma zarzuela con la que, muchos años antes, había debutado en México.
Aquella sería su última actuación.
Un mes más tarde, el 4 de Septiembre, todos los diarios mexicanos se hacían eco del fallecimiento de María Conesa, la más mexicana de las españolas

                                            
María Conesa
María Conesa interpreta "El Castigador" en esta pelicula mexicana de 1937, llamada
 "Refugiados en Madrid" Aunque el sonido no es bueno, merece la pena ver esta actuación. ¿No creéis?

Estos son algunos de sus éxitos:
Cuplés de la Gatita, y El Chocolate de "La Gatita Blanca", de Jiménez y Vives
Cuplé del Bastón, de la Viuda Alegre, de Fogliet
El vals de La Regadera, de la Alegre Trompetería, de Lleó
Cuplés del Tren, de Las Bribonas, de Calleja
"¡Ay, Babilonio!" de La Corte de Faraón, de Lleó
"La Chulapona", de Yuste.

                            

1 comentario:

  1. cuanto estais haciendo tu y olga por que no se pierda el cuple hay que daros muchas veces las gracias a las dos besos

    ResponderEliminar